martes, 29 de septiembre de 2009

Las Reflexiones de Ro

El amanecer va haciendo su aparición en el horizonte, la atmósfera esta cargada aun de humedad por la lluvia de anoche. De pie desde mi balcón me regalo aquel bello espectáculo como cada mañana, miro a la distancia la bahía, los cerros tapizados de naturaleza verde, el horizonte tintado de tonos rosados, amarillos, azules que acompañados de iluminadas nubes enmarcan aquel cuadro magnífico. Algunas pequeñas embarcaciones de pescadores locales son sorprendidas por la salida del sol a su regreso a la playa. La mar tranquila, que despierta sonriente, confiada.

Desde esta altura, distingo también el lento despertar de la ciudad, aunque mi mirada esta dirigida al mar, siempre al mar.

Me sorprende esta interrogante en mi mente: ¿quién podría renunciar a esto?, es un regalo para el alma, para los sentidos… quién podría no valorar la oportunidad de sentirse en estos mágicos momentos parte del planeta y hermanarse como habitante de este gran hogar. Creo que me es fácil comparar, por que he tenido otros amaneceres en mi vida menos hermosos o afortunados, en otras ciudades donde el ruido del tráfico no cesa aun de noche, la atmósfera gris cargada de humo contaminante y la ansiedad de sus habitantes moviéndose desesperados por llegar a tiempo a sus esclavizantes e inciertos empleos, donde el agotamiento se dibuja en sus rostros por la lucha diaria de los unos contra los otros.

Desde el que aun sigue siendo mi balcón, os dejo estas líneas y extiendo mis brazos al cielo que parece más cerca de mí para recibir el abrazo protector del creador de todo esto y compartirlo con todos vosotros.





6 comentarios:

  1. Muy hermoso. La contemplación de la naturaleza en máxima expresión es maravilloso. Espero que desde tu balcón sigas teniendo amaneceres como este. Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. El creador lo hizo todo perfecto hasta que llegaron unos barras bravas y la emprendierosn a golpes con todo. Por suerte no llegaron a todos los sitios y algo se va salvando.

    Un saludito desde la riva del Cantábrico(trocito casi mediterraneo del Atlántico, se le conoce por Paraiso Natural)

    ResponderEliminar
  3. Hola Félix:
    Me siento complacida por tu comentario. Ro esta un poco triste, son muchos eventos los que estremecen mi alma, que como hierba silvestre trata de mecerse al azote del viento para no oponer resistencia y quebrarse. Todo indica que tendré que mudarme de este piso, no mas balcón... pero mi mar ¡seguirá ahí! Gracias por tus buenos deseos ¡Sea!
    Abrazo apretado de
    Ƹ̵̡Ӝ̵̨̄Ʒ-Ro- Ƹ̵̡Ӝ̵̨̄Ʒ

    ResponderEliminar
  4. Querido Samuel:
    A veces para mirar los paisajes, o las personas... hay que desarrollar una visión tan sutil, que nos permita observar mas allá de lo evidente, un alma que sufre, goza, ríe y el latir del corazón de Dios en todo lo que nos rodea. Creo que la humanidad desea ser amada, aunque a veces pierda comunicación consigo misma y hasta lo olvide…
    Un gusto recibir tu visita y disfrutar tu comentario.
    Cariños de
    Ƹ̵̡Ӝ̵̨̄Ʒ-Ro-Ƹ̵̡Ӝ̵̨̄Ʒ

    ResponderEliminar
  5. ro , quizas haga como vos , un enlace a otro blog , que opinas?

    ResponderEliminar
  6. Hola Miguel:
    Me parece estupendo, no pierdas de vista que tu blog es seguido por muchos y que quieren acompañarte, en "Miguel, mi historia". De tal suerte que a donde vayas... ¡queremos estar contigo! Está bien eso de cerrar ciclos, pero tu blog ¿te ha ocasionado algún mal?, ¡seguro que no!, entonces... ¿por qué cerrarlo? Solo sacamos de nuestras vidas (cerramos ciclos) a quienes no nos aman o perjudican, ¡di que si!
    Estoy a disposición para lo que necesites, un besazo de Ƹ̵̡Ӝ̵̨̄Ʒ-Ro-Ƹ̵̡Ӝ̵̨̄Ʒ

    ResponderEliminar

Bruja Curandera

Enlace

"Aún una vida feliz no es factible sin una medida de oscuridad, y la palabra felicidad perdería su sentido si no estuviera balanceada con la tristeza. Es mucho mejor tomar las cosas como vienen, con paciencia y ecuanimidad"

〜※Carl Jung※〜